Operaciones con terceros de las Asociaciones Solidaristas

Operaciones con terceros de las Asociaciones Solidaristas

El impuesto de renta es un nuevo impuesto para las utilidades del solidarismo, en operaciones de carácter mercantil, siempre que estos sean realizados con terceros ajenos a la asociación.

Por ejemplo, ahora cuando a un ex asociado se le cobren intereses digamos por una cuenta por cobrar que no se pudo saldar con la liquidación, debe emitirse un comprobante electrónico. (Lo ideal es que esto no suceda ya que el préstamo no debería ser superior a su patrimonio pero hay casos de casos) y los intereses que se le cobran a este ex asociado en cuestión deben ser considerados para efectos del impuesto de renta como ingresos afectos.

En materia de impuestos a las utilidades, los ingresos generados por inversiones con el patrono son considerados también ingresos imputables en ese sentido por considerarse el patrono un tercero.

De esta forma, aquellas actividades que no sean con los asociados directamente, serían consideradas por la Administración Tributaria como actividades con carácter lucrativo, y, por tanto, forman parte de la base imponible, para efectos del Impuesto sobre la Renta.

Además, dicha norma indica que en ningún caso se entenderá como ingresos no sujetos los que provengan del desarrollo de actividades lucrativas tales como: supermercado, restaurante o cualquier otro establecimiento mercantil perteneciente a la asociación.

Estos establecimientos mercantiles tienen la obligación de emitir comprobantes electrónicos cuando los bienes o servicios que se vendan estén gravados con IVA, indistintamente de ser a un asociado o a un tercero, a pesar de que el decreto 41820 diga que las asociaciones son exentas de factura electrónica.

Impuesto a los excedentes:

Antes de la ley 9635 la retención a los excedentes correspondía a un 5% del pago del excedente; ahora, con las nuevas disposiciones, el porcentaje de retención dependerá del monto por distribuir, debiendo aplicarse la siguiente tarifa escalonada: se retendrá el 5% hasta el equivalente a un salario base; el 7% sobre el exceso de un salario base y hasta dos salarios base, y un 10% sobre el exceso de dos salarios base.

Pero qué pasa si un Asociado se retira de la Asociación antes de terminar el Periodo Fiscal, si aún no sabemos cuánto se pagará exactamente de Impuesto de Renta y ahora tenemos que este impuesto a las utilidades afecta a los excedentes.

Bueno cuando un asociado se retira antes del cierre del periodo fiscal el artículo 21 de la Ley Solidarista 6970, establece que por cualquier motivo que un Asociado salga de la Asociación recibirá su Aporte Patronal (salvo que se mantenga en la empresa laborando), Ahorro Personal, cualquier otro ahorro o suma que tuviere derecho, más los rendimientos correspondientes y esto en un tiempo de 15 días hábiles, como se indica en el artículo 11 del reglamento a la Ley Solidarista.

En estos casos hay que proceder a estimar un impuesto de renta, esto por cuanto no es justo pagar un excedente con este impuesto y recargar en los demás Asociados dicho impuesto en el futuro cuando se haga el cierre, entonces para esto nos podemos remitir a la Norma Internacional de Contabilidad NIC34, que nos habla de Estados Financieros Intermedios, en su párrafo 30, inciso c),  indica lo siguiente:

“El gasto por el impuesto a las ganancias se reconocerá, en cada uno de los periodos intermedios, sobre la base de la mejor estimación del promedio ponderado de la tasa impositiva que se espere para el periodo contable anual. Los importes calculados para el gasto por el impuesto, en este periodo intermedio, pueden necesitar ajustes en periodos posteriores siempre que las estimaciones de la tasa anual hayan cambiado para entonces.”

Lo anterior significa que la Asociación Solidarista debería de reconocer en cada uno de los Estados Financieros Intermedios, el impuesto que eventualmente se pagaría, esto se realiza mediante una estimación sobre la mejor base que se pueda establecer, es decir que un criterio profesional de un contador pueda estimar de forma razonable cual sería el impuesto a pagar en esos meses acumulados, para que por medio de esa estimación, se pueda calcular el impuesto que se debe rebajar del excedente del asociado saliente y que iría a una provisión para el pago de Impuesto de Renta futuro.

Finalmente, recuerde que si el asociado tenía ahorros extraordinarios como marchamo, navideño, vacaciones, escolar y cualquier otro objetivo en dicha asociación, los rendimientos (intereses) generados por dicho ahorro serán gravados de la siguiente manera: un límite anual exento correspondiente al 50% de un salario base y sobre dicho límite procede aplicar una tarifa del 8%.

No olvide leer también el artículo “las nuevas matemáticas de las asociaciones solidaristas en este blog”

https://www.contabilidadyleyescr.com/nuevas-matematicas-de-las-asociaciones-solidaristas/

Lic. Kevin Chavarría Obando
CPA, CPI, Consultor Estructura Contable, Asesoría Fiscal, Planilla, Finanzas personales

Share this...
Ir arriba