Definiciones Tributarias Parte I

Definiciones Tributarias Parte I

Tributos son las prestaciones en dinero (impuestos, tasas y contribuciones especiales), que el Estado, en ejercicio de su poder de imperio, exige con el objeto de obtener recursos para el cumplimiento de sus fines. El artículo 53 de la Constitución Política, aunque no de una definición del tributo, ofrece un punto de partida ya que cita el deber de concurrir a los gastos públicos.

Impuesto es el tributo cuya obligación tiene como hecho generador una situación independiente de toda actividad estatal relativa al contribuyente. Es una prestación coactiva, generalmente pecuniaria que establece el Estado, se dice que es la manifestación más típica del poder de imperio del Estado.

Una de las clasificaciones de los impuestos es  en directos e indirectos.

Impuestos Directos son los que gravan la capacidad económica o riqueza de los contribuyentes, entre ejemplos de impuestos directos está el Impuesto sobre la Renta, Impuesto a las Ganancias de Capital Inmobiliario y Capital y las Ganancias de Capital, etc. En este tipo de impuestos el pago lo realiza directamente el contribuyente al Estado.

Impuestos Indirectos gravan el consumo de las personas como por ejemplo el Impuesto al Valor Agregado, Impuesto Selectivo de Consumo, etc.  En el caso de los impuestos indirectos el Estado lo cobra por medio de un tercero que es llamado agente perceptor o retentor del tributo; que en caso de no percibirlo o retenerlo el Estado puede imputarle a ese tercero el pago de la obligación tributaria.

Tasa es el tributo cuya obligación tiene como hecho generador la prestación efectiva o potencial de un servicio público individualizado en el contribuyente; y cuyo producto no debe tener un destino ajeno al servicio que constituye la razón de ser de la obligación. No es tasa la contraprestación recibida del usuario en pago de servicios no inherentes al Estado. Un ejemplo es la recolección de basura.

Contribución especial es el tributo cuya obligación tiene como hecho generador beneficios derivados de la realización de obras públicas o de actividades estatales, ejercidas en forma descentralizada o no; y cuyo producto no debe tener un destino ajeno a la financiación de las obras o de las actividades que constituyen la razón de ser de la obligación.”

Hecho Generador en la obligación tributaria es el presupuesto establecido por la ley para tipificar el tributo y cuya realización origina el nacimiento de una obligación.

Sujeto Activo es el ente acreedor en la relación jurídica tributaria.

Sujeto Pasivo es la persona individual o colectiva a cuyo cargo pone la ley el cumplimiento de la prestación y que puede ser el deudor (contribuyente) o un tercero. Conviene aclarar que los incapaces, los quebrados, los condenados son sujetos jurídicos, pero carecen de capacidad para actuar y requieren ser representados.

Obligación Tributaria es la que surge entre el Estado u otros entes públicos y los sujetos pasivos en cuanto ocurre el hecho generador previsto en la ley.

Lic. José Elías Rodríguez Araya

Contador Público Autorizado, CPI- Especialista en Costos e Impuestos.

erodriguez@ryvcontadores.com      

Ir arriba