Veamos los siguientes artículos:
Sábanas, cobijas, almohadas, colchones y muebles (camas, cómodas y veladoras), cuadros, adornos, ceniceros, paños, jabones, cortinas para los baños, aires acondicionados, abanicos y televisores podría usarse el crédito fiscal pagado en la compra siempre y cuando se utilicen en la prestación del servicio, y no en las áreas administrativas.

Lo mismo con:
Servicios telefónicos imputables a los clientes. Se trata del tributo pagado por los servicios telefónicos que se incorporan en la prestación del servicio, es decir, los que no se cobran en forma separada a los clientes, sino que están integrados en el precio que pagan los huéspedes por el uso de las habitaciones.

Sobre mantenimiento les puedo comentar:
Reparaciones de aires acondicionados y calentadores de agua ubicados en las habitaciones.

Insumos tales como blanqueadores, desinfectantes y detergentes, utilizados en las lavanderías de los hoteles.

Productos que se adquieren para dar tratamiento adecuado a las aguas de las piscinas.

En lo tocante a bombillos y tubos fluorescentes, que son artículos sometidos al sistema de recaudación del impuesto sobre las ventas en la etapa de fabricación, puede aplicarse el crédito fiscal únicamente por las unidades utilizadas en las habitaciones.

En el área de comidas:
En los bares y restaurantes de los hoteles: manteles, servilletas, cubiertos, vajillas, adornos, mesas, sillas, artículos de limpieza en general, jabones y detergentes para el lavado de vajillas, así como congeladores y enfriadores.

Otros gastos:
Acerca de la electricidad, se admite el crédito fiscal sólo por la parte correspondiente a las habitaciones del hotel. Con este fin, debe efectuarse un prorrateo para determinar la proporción del consumo de energía de las habitaciones, para registrar el crédito respectivo. No puede aplicarse el crédito por el consumo de energía correspondiente a las áreas administrativas.

OJO con lo siguiente: el impuesto pagado en la adquisición de materiales, mobiliario y equipos, necesarios para la construcción y puesta en marcha de un hotel en vista de que todos los materiales y el mobiliario son adquiridos antes de la entrada en operación del hotel, o sea, antes de la prestación del servicio gravado, es improcedente el crédito fiscal, porque el tributo pagado debe formar parte del costo de dichos materiales y mobiliario.

Lic. Kevin Chavarría Obando
CPA, CPI, Consultor Estructura Contable, Asesoría Fiscal, Planilla, Finanzas personales

Los Créditos Fiscales Que Toda Contadora Y Todo Contador Debe Tomar En Cuenta Para El Impuesto De Ventas De Un “HOTEL”
Etiquetado en:

3 pensamientos en “Los Créditos Fiscales Que Toda Contadora Y Todo Contador Debe Tomar En Cuenta Para El Impuesto De Ventas De Un “HOTEL”

  • 5 agosto, 2019 a las 12:41 pm
    Enlace permanente

    Hola esto se mantiene con el IVA o con la nueva ley se amplian los derechos de crédito? Por ejemplo ahora sí puedo acreditarme todo el IVA en pago de electricidad?

    Muchas gracias

    Responder
    • 6 agosto, 2019 a las 7:11 am
      Enlace permanente

      La Ley 9635 reformó el tema de créditos y ahora hay mayor cantidad disponible, la cuantía dependerá de las distintas tarifas que se cobren.

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.